Versión clásica

El parador de Sigüenza organiza las jornadas del farinato con motivo del 75 aniversario de la declaración de Ciudad Rodrigo como conjunto histórico artístico

El farinato es el plato autóctono por excelencia en la comarca de Ciudad Rodrigo, un original embutido hecho de manteca de cerdo, pan migado, pimentón y especias.

En el Parador de Sigüenza ofrece este domingo una degustación de farinato con motivo del 75 aniversario de la Declaración de Ciudad Rodrigo como conjunto histórico artístico.

El farinato es el plato autóctono por excelencia en la comarca de Ciudad Rodrigo, un original embutido hecho de manteca de cerdo, pan migado, pimentón y especias

Tradicionalmente el farinato se ha venido sirviendo acompañado de huevos fritos y lo que empezó conociéndose como ‘el chorizo del pobre’ ha terminado convertido en uno de los productos delicatessen más codiciados por los cocineros más innovadores incorporándose en los  últimos años a las creaciones más innovadoras de la cocina de autor, generando exquisitas combinaciones con arroces o pastas y siendo utilizado en todo tipo de rellenos, croquetas, empanadas, etc

El farinato está elaborado principalmente por grasa o manteca de cerdo, pan, harina, pimentón, cebolla, ajo, sal, anises, aguardiente y un poquito de aceite de oliva. Todo ello se embute en una tripa y se ata en los extremos, como un chorizo, pero en forma de herradura. A priori, puede parecer una combinación muy extraña, pero os aseguramos que su sabor os volverá locos al probarlo.

La manera clásica de comer el farinato consiste en cortarlo en rodajas y freírlo con unos huevos. La tradición manda mojar el farinato en la yema del huevo y comerlo de esta forma. También está muy bueno cocinado en una plancha y untado en una rebanada de pan.

Estas jornadas del farinato se desarrollan en el restaurante del Parador de Sigüenza, un señorial y elegante comedor de gruesos muros de piedra donde podrás disfrutar ademas de esta jornadas dedicadas al farinato, del mejor sabor castellano y manchego con  una sugerente carta de platos autóctonos: huevos fritos de corral, migas y torreznos, cabrito lechal asado al horno, bacalao, queso manchego, y de postre, los famosos borrachitos seguntinos. Todo confeccionado con los mejores productos de la tierra y de temporada.

El restaurante está situado en la zona occidental del Castillo, el comedor regala magníficas vistas del Pinar de Sigüenza.

Mas info:

Fecha de inicio: 12-01-2020

Fecha fín: 12-01-2020

Lugar: parador de sigüenza
sigüenza

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.