Versión clásica

La Tumba de Bernardo del Carpio en Aguilar de Campoo

Aprovechando la visita a Aguilar de Campoo con motivo de las Edades del Hombre, te puedes acercar al monasterio de Santa María la Real y a la tumba de Bernardo del Carpio.

Fotografía: Martínezld

La Cueva de Bernardo del Carpio constituye una pequeña cavidad de apenas  siete metros de profundidad, de origen kárstico, emplazada en la falda meridional de la Peña Longa, inmediata al monasterio de Santa María la Real en la localidad palentina de Aguilar de Campoo.

Refiere el documento de fundación del monasterio que cuando el caballero Alpidio trataba de dar caza a un venado descubrió en la peña antedicha, junto al lugar donde hoy está el antiguo cenobio, dos pequeñas ermitas abandonadas: una contenía reliquias de San Pedro y San Pablo Apóstol, la otra, situada más abajo, guardaba las de Santa María, Santa Engracia, San Juan Bautista, San Pelayo Mártir y San Martín Cofesor, según rezaban tres letreros.

Excepto para el padre Flórez, quien en el siglo XVIII consideró como bueno este documento, los demás autores que se han ocupado del tema lo tienen por falso. Aún así es posible ver en esta leyenda cierta inspiración en la realidad -tal como puede ocurrir en la de fundación del Monasterio de San Pedro de Arlanza por Fernán González, ciertamente similar a la que nos ocupa-y no es difícil asociar la primera ermita con la Cueva de Bernardo -ya lo dice fray Antonio Sánchez- y la segunda con la de los Gitanos, desaparecida parcialmente por el ensanche de la carretera de Cervera.

Fotografía: Martínezld

Dentro de la cueva aún es posible ver la cubierta de un sepulcro, con toda certeza mil veces violado, en el con letra gótica se nos cuenta quien es el difunto que ahí reposa. El detérioro del conjunto es evidente: junto a toda la tierra removida aparecen sillares en total desorden e incluso la inscripción se ha perdido en parte, aunque gracias a fray Antonio Sánchez sabemos que cuando se hallaba completa decía:

«Aquí yace sepultado el noble y esforzado cavallero Bernardo del Carpio defensor de España hijo de don Sancho Diaz  conde de Saldaña í dela ínfanta doña Xímena hija del rey don Alonso el  II  llamado el Casto. Murió por los años de 850.»

Como se puede ver aquí, en contradicción con todas las demás fuentes, se hace a Bernardo no sobrino del rey, sino nieto.

El emperador Carlos, en uno de sus viajes, visitó el enterramiento del caballero llevándose su espada, que aún hoy se puede contemplar en la Armería de Madrid.

El mismo cronista nos dice que junto a este sepulcro se hallaba otro, el de Fernán Gallo “natural de Burgos, Canciller Maior en la batalla de Ronces Valles donde perdio un ojo mas no el estandarte”. Sobre la tumba, la leyenda: «Quoniam in víta, bernarde, conjunximus facta pulchra jungamos modo sepulcra‘, que el monje tradujo por: Pues en la vida, Bernarde, seguimos buenas venturas, juntemos las sepulturas.

Fotografía: Martínezld

Cuando Sebastián de Miñano entre 1826 y 1829 y Pascual de Madoz entre 1845 y 1850 redactan sus respectivos Diccionarios Geográfico-Estadísticos este enterramiento aún se podía ver. Hoy no queda ni rastro de él.

Más aún,  en la misma Crónica del Monasterio se habla de que fuera de la cueva, en el suelo de la ermita propiamente dicha, bajo una lápida bien grande algo levantada con una espada labrada en la misma piedra por armas, reposan los restos del caballero francés don Bueso, derrotado en batalla por el propio Bernardo. Miñano y Madoz no hablan ni del enterramiento ni de la ermita probablemente ya desaparecida y con cuyos restos -románicos- se levantaría el actual muro de cierre de la cueva.

Fuente y leer más: https://www.santamarialareal.org

Fecha de inicio: 02-10-2018

Fecha fín: 31-10-2018

Lugar: monasterio de santa maría la real
aguilar de campoo

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.