Versión clásica

Las Cortes respaldan por unanimidad la Propuesta de UPL que reclama financiación para las Reservas de la Biosfera

Las Cortes de Castilla Y León respaldan por unanimidad la PNL de UPL para reclamar financiación para las Reservas de las Biosfera.

Los grupos de Partido Popular, Socialista y Ciudadanos han apoyado de forma unánime la Propuesta No de Ley del procurador leonesista, Luis Mariano Santos, en la que pedía colaboración financiera de la Junta y el Estado para mantener y potenciar las Reservas de la Biosfera de la comunidad.

Un logro que supone un paso más para estas figuras de protección que mayoritariamente radican en León y que esperamos vea la luz no tardando pues, como la propia PNL menciona, se encuentran en una situación muy precaria, motivo por el que el leonesista manifestó estar satisfecho pero con cierta cautela, pues se trata de trámites que llevan un tiempo y no se puede esperar más. 

El texto íntegro de la Propuesta No de Ley

A LA MESA DE LAS CORTES DE CASTILLA Y LEÓN

El Grupo Parlamentario Mixto, a instancia del Procurador de Unión del Pueblo Leonés, Luis Mariano Santos Reyero, al amparo de lo establecido en los artículos 162 y siguientes del Reglamento de la Cámara presenta la siguiente PROPOSICIÓN NO DE LEY para su debate y votación ante el Pleno.

 ANTECEDENTES

La UNESCO en 1971 comenzó a desarrollar el “ Programa sobre el Hombre y la Biosfera” (Man and biosphere) cuyo objetivo principal era conciliar la mentalidad y el uso de los recursos naturales, esbozando el concepto de desarrollo sostenible.  La figura de la reserva de la biosfera se basa en el compromiso adquirido ante la UNESCO, no solo por las administraciones públicas, sino también por las asociaciones, grupos sociales y los habitantes de las reservas, para impulsar y llevar a la práctica modelos de desarrollo sostenible en sus territorios. El compromiso de las instituciones y las personas son el motor para que las reservas de la biosfera puedan llegar a alcanzar los objetivos del Programa MaB de la UNESCO, y este compromiso debe ser adquirido a través de procesos participativos de gestión y permitiendo que los habitantes de las reservas se sientan y sean parte fundamental en su funcionamiento.

Esta figura adquiere una especial importancia en la promoción de programas y proyectos que incentiven procesos socioeconómicos sostenibles, capaces de reactivar y potenciar la economía local y vincular ésta a los conceptos básicos que inspiran su creación. Por ello, se convierten en instrumentos imprescindibles para luchar contra dos de los grandes problemas que afectan en estos momentos a nuestros territorios, la despoblación y el cambio climático.

En estos momentos, como reconoce lapresidenta de la Red de Gestores de Reservas de la Biosfera de España, la situación de estos espacios en la comunidad es «muy precaria, la peor de todo el país debido a que los órganos de gestión no tienen dotación presupuestaria para tener personal propio de una manera estable, ni tampoco para realizar las actividades propias de la misma».

Sólo algunas diputaciones, como la de León y desde 2015, ha aprobado pequeñas subvenciones para hacer frente a los mínimos gastos de funcionamiento sin que hasta ahora desde la Comunidad autónoma se halla dispuesto cantidad alguna que ayude a su desarrollo. Desde la propia figura de protección, se manifiesta la necesidad del compromiso de la Junta de Castilla y León, y de las Consejerías de Medioambiente y Agricultura para fomentar la dinamización de estas áreas naturales protegidas.

En esta Comunidad Autónoma existen diez reservas de la biosfera declaradas entre los años 2003 y 2015.  Nueve de ellas, tocan territorios de la Región leonesa ,Valle de Laciana (10 de julio de 2003), Babia (29 de octubre de 2004), Alto Bernesga (29 de junio de 2005), Los Argüellos (29 de junio de 2005), Valles de Omaña y Luna (29 de junio de 2005), Ancares Leoneses (27 de octubre de 2006), Sierras de Béjar y Francia (octubre de 2006) , Picos de Europa;( 10 de julio de 2003) mientras que la más recientemente declarada es de carácter transfronterizo con Portugal (Meseta Ibérica, 9 de junio de 2015) y una se ubica en la provincia de Segovia, Real Sitio de San Ildefonso-El Espinar (mayo de 2013).

Según el art 93 de la Ley 4/2015, de 24 de Marzo, del patrimonio natural de Castilla y León, la comunidad a través de la Consejería competente en materia de Conservación del patrimonio natural, es quien ostenta la competencia de la coordinación de estas Reservas de la Biosfera, así como la gestión de las mismas que podrá ser ejercido de forma directa o a través de acuerdos y convenios con otras entidades.

PROPUESTA DE RESOLUCIÓN:

“Las Cortes de Castilla y León instan a la Junta de Castilla y León a:.”

1.- Contribuir económicamente, en colaboración con otras administraciones locales, para llevar a cabo las actuaciones necesarias en las Reservas de la Biosfera de la Comunidad, de modo que el impacto económico y social contribuya a generar el desarrollo de las mismas, habilitando para ello una partida presupuestaria en la Ley de Presupuestos Generales de Castilla y León.

2.- Dirigirse al Gobierno de España para que contribuya económicamente, de forma conjunta con la Comunidad Autónoma y otras administraciones locales, para llevar a cabo las actuaciones en las Reservas de la Biosfera de la Comunidad, de modo que el impacto económico y social contribuya a generar el desarrollo de las mismas, habilitando para ello una partida presupuestaria en la próxima Ley de Presupuestos Generales.”

Valladolid, a 1 de octubre de 2019

 

El PP de la Diputación apuesta por acelerar actuaciones que garanticen el futuro de las siete Reservas de la Biosfera de León.

El grupo popular se muestra satisfecho por la decisión de las Cortes de Castilla y León de financiar los órganos de gestión de las Reservas. Los populares defienden la necesidad de continuar trabajando con la implicación de todas las administraciones
reserva biosfera

Fotografía: Wikipedia/Torpe

León 9 de octubre de 2019.- El Partido Popular de la Diputación cree en las Reservas de la Biosfera como uno de los recursos imprescindibles para el desarrollo económico y social de la provincia, para fijar población en el medio rural y para luchar contra el cambio climático.

Apostar por las Reservas de la Biosfera es apostar por el presente y futuro de León, ya que nuestra provincia posee casi 300.000 hectáreas reconocidas por la Unesco en la Laciana, Alto Bernesga, Los Argüellos, Picos de Europa, Ancares, Omaña-Luna y Babia, lo que supone la mayor concentración en Reservas de la Biosfera de España y de Europa.

Por todo ello, el Grupo Popular celebra el apoyo de las Cortes de Castilla y León a la financiación de las Reservas de la Biosfera, como ya ha venido haciendo la Diputación provincial de León desde el pasado mandato asumiendo parte de los gastos para el mantenimiento de las oficinas de las siete Reservas de la provincia con una línea de ayudas anual que asciende a 70.000 euros. Unas ayudas que se han estado complementando con un intenso trabajo de promoción de estos espacios naturales a través de acciones reconocidas fuera de la provincia y que dejan patente el compromiso del anterior equipo de Gobierno con estos territorios.

La Reservas de la Biosfera son algo más que áreas naturales, son espacios de experimentación para las políticas públicas en la transición ecológica. Áreas naturales de experimentación de cambios de modelo, y herramientas para enfrentar problemas y ensayar oportunidades.

Según el portavoz popular en la Diputación, Francisco Castañón, “las Reservas de la Biosfera son territorios marcados por la despoblación, con parte de su territorio en áreas de montaña inmersas en una crisis socioeconómica dramática a raíz del cierre de la minería”. Son muchos los obstáculos a los que se enfrentan, y “sin la implicación de todas las instituciones no será posible un cambio de modelo económico que se hace imprescindible”.

Para Castañón, “este es un gran momento para acometer cambios en la gestión de las Reservas de la Biosfera que tengan en cuenta, no solo el cuidado y mantenimiento de especies y ecosistemas, sino también el peso específico que supone el actual problema de despoblamiento humano”.

La precariedad en las estructuras de gestión de nuestras Reservas de la Biosfera está condicionando su desarrollo, “por eso es tan importante la voluntad manifestada ayer en el Cortes Autonómicas”.

Este valor natural añadido que tiene una buena parte de la geografía leonesa, “debe servir de motor en la planificación de un futuro social y económico compatible con la conservación y defensa de los recursos medioambientales”, por eso el grupo popular de la Diputación ofrece su absoluta colaboración para acelerar las medidas a emprender desde la Junta de Castilla y León, al igual que desde la institución provincial, para garantizar el funcionamiento de los órganos de gestión de las siete Reservas de la Biosfera de León y las acciones que llevan a cabo en beneficio del área rural y su población.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.